Gisel Mahmud y la necesidad de la "Ley de Paridad" para la provincia

  • : :

    La diputada provincial Gisel Mahmud (PS) defendió el proyecto de ley de paridad de género presentado la semana pasada por su colega Lionella Cattalini y señaló que “la lucha por la paridad es una lucha por más democracia”. Según Mahmud, las condiciones para el acceso de las mujeres a los espacios de toma de decisiones “no son equitativas”.

    El proyecto de paridad de género cuenta con la firma de la mayoría de las diputadas de todos los partidos y garantiza la participación equitativa de varones y mujeres en cargos públicos, al interior de los partidos políticos y en las empresas estatales. Incorpora también la paridad para los cargos de gobernador y vice, las asociaciones, consejos y colegios de profesionales.

    “Lo que estamos planteando –dijo Mahmud– es la necesidad de que esto no dependa de si existe o no voluntad política de los decisores, que en la mayoría de las organizaciones políticas son dirigentes varones, sino que sea un derecho garantizado y sostenido en el tiempo. Para ello, precisamos una ley que los partidos deban cumplir y respetar”.

    Y agregó que si bien la Cámara de Diputados de la provincia cuenta con una representación casi paritaria (24 mujeres y 26 varones), “esto fue el resultado de la voluntad política de algunos partidos políticos expresada en el cierre de listas de las últimas elecciones provinciales”.

    En ese sentido, la legisladoras socialista hizo notar que en el Senado “vemos al mismo tiempo cómo esto no sucede, donde de los 19 cargos solo uno está ocupada por una mujer”.

    “Entendemos que la lucha por la paridad es una lucha por más democracia. Si la democracia se fundamenta en la convicción de que todas las personas son igualmente dignas de consideración y respeto y tienen el derecho a intervenir en pie de igualdad en la decisión de los asuntos comunes, entonces sin igualdad de derechos políticos no hay democracia”, añadió la diputada.

    La iniciativa fue presentada el último jueves por diputadas del socialismo con apoyo de sus colegas de otras bancadas. Es la tercera vez que se presenta un proyecto similar; los dos veces anteriores, en 2016 y 2018, el tema tuvo media sanción en la Cámara baja y luego quedó cajoneado en el Senado, donde perdió estado parlamentario.

    El nuevo proyecto garantiza la participación equitativa, en forma intercalada, de hombres y mujeres en cargos públicos (elecciones provinciales, municipales, comunales y de convencionales constituyentes de la provincia de Santa Fe), al interior de los partidos políticos y en las empresas estatales. Incorpora como novedad la paridad para los cargos de gobernador y vice (algo que no estaba incluido en los proyectos anteriores), las asociaciones, consejos y colegios de profesionales.

    En su artículo más importante, el proyecto de las diputadas del Frente Progresista establece que “no serán oficializadas por el Tribunal Electoral de la provincia de Santa Fe las listas que no cumplan” con la exigencia de la paridad de género.